LABORATORIO DE ANALISIS
AGROALIMENTARIO Y MEDIOAMBIENTAL

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

1. Uso de Cookies

Las “cookies” constituyen una herramienta empleada por los servidores Web para almacenar y recuperar información aportada por sus usuarios. No es más que un archivo de texto que algunos servidores piden al navegador que escriba en su disco duro, con información aportación de las acciones realizadas por la página.

Poseen una fecha de caducidad, que puede oscilar desde el tiempo que dure la sesión incluso una fecha futura especificada, a partir de la cual dejan de ser operativas.

Para mayor información, visite el site del Departamento de Tratamiento de la Información y Codificación dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas de España. FITOSOIL utiliza “cookies” para la personalización de los servicios ofrecidos a los usuarios.

Las “cookies” empleadas por FITOSOIL se utilizan para permitir la identificación de usuarios registrados y no pueden leer datos de su disco duro ni incluir virus en sus textos. Asimismo, FITOSOIL no puede leer las “cookies” implantadas en el disco duro del usuario desde otros servidores.

En este sentido, el usuario pode configurar su navegador para aceptar o rechazar por defecto todas las “cookies” o para recibir un aviso en pantalla de la recepción de cada “cookie” y decidir en ese momento su implantación o no en su disco duro. Para eso le sugerimos consultar la sección de ayuda de su navegador para saber cómo cambiar la configuración que actualmente emplea.

Aun cuando el usuario configurara su navegador para rechazar todas las “cookies” o rechazara expresamente las “cookies” de FITOSOIL podrá navegar por el Portal con el único inconveniente de no poder disfrutar de las funcionalidades del Portal que requieran la instalación de alguna de ellas. En cualquiera caso, el usuario podrá eliminar las “cookies” implantadas en su disco duro en cualquier momento, siguiendo el procedimiento establecido en la sección de ayuda de su navegador.

Esta página web utiliza Google Analytics, un servicio de análisis de estadísticas web proporcionado por Google, Inc., una compañía de Delaware con sed principal en 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View (California), QUE 94043, Estados Unidos (“Google”). Google Analytics utiliza cookies, que son archivos de texto situados en el ordenador del usuario para ayudar al sitio web a analizar el uso que hacen los visitantes de nuestra página. La información que genera la cookie acerca del uso del website (incluyendo su dirección IP) será directamente transmitida y archivada por Google en los servidores de Estados Unidos. Google usará esta información y nos la presentará con el propósito de hacer un seguimiento del uso que se hace de nuestra página web recompilando informes de la actividad del site.

Google podrá transmitir dicha información a terceros cuándo así se lo requiera la legislación, o cuándo terceros procesen la información por cuenta de Google. La política de privacidad de Google pode ser consultada en http://www.google.com/intl/eres/privacypolicy.html.

2. Enlaces

La página corporativa ofrece enlaces la otros Web sites que pueden resultar de su interés. Aunque FITOSOIL trata de asegurar que los web sites de terceros cumplan los estándares adecuados en seguridad, no podemos garantizar el cumplimiento de la normativa vigente en protección de datos en los mismos.

FITOSOIL no asume ningún tipo de responsabilidad, ni siquiera de forma indirecta o subsidiaria, por los daños y perjuicios de toda clase que pudieran derivarse del acceso, mantenimiento, uso, calidad, licitud, fiabilidad y utilidad de los contenidos, informaciones, comunicaciones, opiniones, manifestaciones, productos y servicios existentes y ofrecidos en los sitios Web no gestionados por esta administración y que resulten accesibles a través del Portal de FITOSOIL. No obstante, esta administración se encuadra dentro del apartado a) del artículo 17 de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico (LSSICE), ya que esta administración respecto a enlaces facilitados en el Web, no tienen conocimiento efectivo de que la actividad o la información a la que remite o recomienda es ilícita o lesiona bienes o derechos de un tercero susceptibles de indemnización.

Lucha biológica: Insectos legionarios para luchar contra las plagas invasoras que atacan a la horticultura

La polilla del tomate, por cómo es también conocida, es en realidad una recién llegada, pues la primera noticia de su aparición fue en Castellón en el 2006, pero su expansión ha sido fulgurante en los últimos años. Se trata de un lepidóptero, a la que viene bien llamar absoluta, porque absolutos son los daños que produce en la planta. También se le conoce como minadora del tomate.

El tratamiento de la tuta es complicado ya que es resistente a un gran número de plaguicidas, pero sobre todo el hecho de que gran parte de su ciclo se desarrolle dentro de la planta hace difícil que los plaguicidas habituales la alcancen. Por ello, la lucha biológica se ha convertido en la salvación para los horticultores. Un batallón de insectos, cual legionarios, mantienen a raya a la invasora tuta.

EL PRINCIPAL OBJETIVO DEL ESTUDIO DE COAG CÁDIZ Y LA DIPUTACIÓN ES BUSCAR ALTERNATIVAS PARA EL CONTROL DE LAS PLAGAS

Cultivo: tomate en invernadero. Plaga: Tuta absoluta. Parasitoide: Trichogramma achaeae. Depredador: Nesidiocoris tenuis. Resultados: “La introducción del depredador N. tenuis ha sido un éxito. La incorporación temprana en el semillero de los insectos a las plántulas, permite un gran ahorro en el coste del producto para los agricultores, cuando éstos se llevan las plántulas ya tienen los insectos instalados. La avispilla parasitoide T. achaeae ha sido un gran complemento para los agricultores que la han introducido, han disminuido o eliminado el número de tratamientos realizados en la campaña”.

El equipo técnico de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos –COAG- Cádiz vive esta experiencia de lucha biológica con especial entusiasmo. Gracias a la implicación de la Diputación Provincial de Cádiz, Área de Medio Ambiente, esta organización de agricultores y ganaderos puede llevar a cabo el proyecto ‘Prácticas de Lucha Sostenible contra Plagas en la Agricultura Gaditana’.

El principal objetivo del estudio de COAG Cádiz y la Diputación es buscar alternativas para el control de las plagas. Y es que el uso exclusivo de pesticidas ha demostrado una eficacia limitada debido a la aparición de resistencias a distintos insecticidas.

Así mismo, el proyecto de lucha biológica contempla otros objetivos específicos, como comprobar la adaptación de los Organismos de Control Biológico (OCB) a las características del clima en la provincia de Cádiz y el comportamiento de dichos organismos sobre los cultivos y las plagas en diferentes escenarios, para ello se realiza una selección de insectos parasitoides y depredadores para cada una de las plagas, así como introducciones de estos insectos en las diferentes fases del cultivo. Se evalúa además la eficacia del Control biológico y se compara el comportamiento de las diferentes plagas ante la introducción de OCB.

Así, en las distintas comarcas productoras y aplicados en los cultivos más significativos de cada zona, se hacen las pruebas que, de momento, a un mes de que finalice el proyecto, arrojan unos resultados muy positivos en cuanto a la eficacia de este método inocuo de control de plagas.

NESIDIOCORIS, EL GUERRERO IMPLACABLE

Yolanda Gil es la coordinadora del proyecto de lucha biológica. Trabaja a pie de campo, con los agricultores “y sus bichos”. Se le intuye pasión por su trabajo y por este proyecto importante para el futuro de la agricultura de la provincia. Y es que habla del Nesidiocoris hasta con cariño, como si su animal de compañía se tratara. Pero se trata de una chinche. Una chinche muy efectiva contra la tuta, eso sí.

En el estudio, Yolanda Gil detalla, por ejemplo, todo el proceso de introducción de Nesidiocoris tenuis, en cultivo de tomate en invernadero: “Método: Se facilitaron 73 botellas de NESIBUG conteniendo 36.500 adultos. La distribución se realizó directamente sobre las hojas de las plántulas el mismo día de su recepción, en cultivos de tomate, calabacín y pepino. El tiempo máximo de permanencia de las plántulas en el invernadero (Semillero) fue de 10 días”. Los resultados, lo dicho: Un éxito.

En este estudio del comportamiento de Organismos de Control Biológico sobre las principales plagas que afectan a todo tipo de cultivos en la provincia de Cádiz, se han utilizado, en algunos casos, exclusivamente insectos para su control y, en otros, la Lucha Biológica Integrada como complemento para la consecución del control sobre plagas.

Según la coordinadora del proyecto, “el estudio del comportamiento de las plagas y sus posibles enemigos según su ubicuidad, es imprescindible para poder propiciar el establecimiento del equilibrio natural, necesario para que los cultivos no se sientan amenazados por las diferentes  plagas, dicho equilibrio debe verse favorecido por una serie de circunstancias favorables al cultivo como pueden ser las prácticas culturales, la elección de semillas y plantas adaptadas al clima y el suelo, favorecer la fauna auxiliar autóctona, bien proporcionando lugares de refugio en los márgenes de los cultivos, bien realizando una introducción controlada de la misma”.

Los insectos como todos los seres vivos, tienen enemigos naturales, principalmente otros insectos, aunque también hongos, bacterias, que contribuyen a limitar su propagación para que no lleguen a constituir una plaga.

Fuente:agroinformacion.com